ECONOMÍA

El FMI recibirá a Lacunza, ratificando su apoyo a Argentina

El portavoz de la entidad, Gerry Rice, dijo que aún no hay definiciones sobre la quinta misión y tampoco sobre los desembolsos. El ministro viaja para destrabar el próximo envío de u$s5.400 millones pendientes.
jueves, 12 de septiembre de 2019 · 14:10

El ministro Hernán Lacunza se reunirá con autoridades del Fondo Monetario Internacional en Washington hacia fines de mes, según confirmó Gerry Rice, vocero del organismo en conferencia de prensa desde Washington.

Si bien aún no están los detalles de la agenda se estima que el equipo del ministro argentino se reunirá con el encargado del Hemisferio Occidental, Alejandro Werner, a los efectos de analizar la situación argentina en un contexto en el que todavía no hay definición sobre el próximo desembolso del FMI por u$s5.400 millones pendient (previsto inicialmente para las próximas semanas). Tampoco se conoce cuando el organismo efectuará la revisión técnica requisito para que puedan efectuar los desembolsos. No obstante, Rice aclaró que “continuaremos completamente comprometidos” con la Argentina.

“Puedo confirmar que el ministro Lacunza y su equipo vendrán a fines de septiembre a Washington para continuar las conversaciones en curso del programa (stand by)”, dijo.

Consultado sobre la quinta revisión del acuerdo, Rice dijo que durante la visita de Lacunza a Washington se tendrá la oportunidad de “continuar las discusiones sobre las medidas adoptadas por las autoridades en respuesta a la crisis macroeconómica y hacer un balance sobre en qué punto se encuentra la situación y los próximos pasos”.

Advirtió que “por supuesto todos reconocemos la complejas condiciones por las que atraviesa el mercado y las incertidumbres políticas, la situación es difícil pero nuevamente permanecemos completamente comprometidos y nuestras conversaciones continúan”.

Cabe recordar que la última visita del Fondo a la Argentina no fue de carácter técnico ni para efectuar el cumplimiento del programa sino más institucional a los efectos de tomar contacto con el nuevo ministro de Hacienda, Hernán Lacunza. También en esa oportunidad se vieron con el candidato del Frente de Todos, Alberto Fernández quién luego del encuentro emitió un duro comunicado haciendo co responsable al FMI junto con el gobierno de la crítica situación económica.

Consultado sobre la responsabilidad del Fondo en la situación Argentina, Rice dijo que en numerosos documentos el organismo advirtió sobre los riesgos, tanto internos como externos, que afrontaba el país.

Recordó que incluso en el último informe del staff se destacó que los riesgos del programa podrían ser exacerbados por condiciones adversas de los mercados como así también por las preocupaciones políticas. Pero insistió en que “el Fondo trató de ayudar y continuaremos completamente comprometidos” con la recuperación de la economía argentina.

También se le preguntó si el FMI había violado sus reglas y la respuesta del vocero fue “puedo decir definitivamente que éste no es el caso y que el objetivo del FMI ha sido tratar de ayudar a las autoridades a estabilizar la difícil situación y permitir un retorno de la confianza que allane el camino para el crecimiento en el futuro. Ese ha sido nuestro enfoque, y esa es nuestra prioridad”.

El funcionario explicó que el FMI “el prestamista de última instancia de los miembros y tratamos de suavizar los ajustes que tiene que hacer un país en tiempos de crisis, ayudamos a proteger a la economía en su conjunto y a los grupos más vulnerables” y dijo que en general “el propósito es tratar de prevenir disrupciones mayores que se darían si el Fondo no interviniera”.

En el caso específico de la Argentina, recalcó que “las autoridades se acercaron al el Fondo el pasado verano, cuando estaban experimento un muy desestabilizante shock disparado por la severa sequía y las difíciles condiciones financieras, incluyendo una significativa volatilidad cambiaria”. “Con el apoyo del FMI las autoridades se embarcaron en un programa de estabilización con el que se pudo reducir el déficit de cuenta corriente y fiscal que eran dos vulnerabilidades importantes de la Argentina”, evaluó Rice.

Pero reconoció que “la situación permanece muy desafiante, como hemos dicho en varias oportunidades, con una persistente inflación elevada que contribuye a aumentar la pobreza, somete a la actividad económica y encierra importantes riesgos a la baja … incluyendo una discontinuidad de políticas y la incertidumbre política, entre otros factores”.

Desde mediados de agosto la Argentina experimentó un nuevo shock de confianza que afectó severamente la estabilidad macroeconómica y las autoridades respondieron a la situación anunciado una serie de medidas con el propósito de salvaguardar las reservas, estabilizar el tipo de cambio y proteger los depósitos, recordó Rice.

En términos de las relaciones con el Fondo las conversaciones continúan sobre las nuevas medidas y el contexto macroeconómico. “Como dije la compleja situación del mercado y las incertidumbre política hacen que la situación sea más difícil y esto va a ser el punto principal de las conversaciones que mantendrá el ministro cuando venga a fin de mes”. Todo esto en un contexto en el que, reiteró, “es fuerte nuestro compromiso con la Argentina”, concluyó.