INESPERADO

Intendente denunció una fiesta clandestina donde estaba su propia hija

Se trata de un grupo de jóvenes que estaban celebrando la obtención del título universitario de una de sus amigas.
jueves, 29 de octubre de 2020 · 09:18

Algo totalmente inesperado se produjo recientemente en la provincia de Buenos Aires, más precisamente en el municipio de Rauch. Lo que sucedió fue que el intendente de este territorio, envió a la Policía para que frenaran una fiesta clandestina y momentos después se enteró que su propia hija era una de las participantes.

El evento ilegal en cuestión se llevó a cabo el pasado viernes 23 de octubre en el municipio de Rauch, cuando un grupo de jóvenes se reunió para celebrar la graduación de una de sus amigas. Sin embargo estos chicos no pudieron zafar de las autoridades ya que la realización de este evento llegó a oídos del intendente Maximiliano Suescun.

Al enterarse de esto el jefe comunal envió a la Policía para que frenara esta celebración, como así también se pidió la intervención del Juzgado de Faltas. "Pedí que tomaran cartas en el asunto, también una inspección y, por primera vez, el Juzgado de Faltas. No nos hemos movido ni un milímetro de lo que veníamos planteando. Si tomamos conocimiento de este tipo de situaciones, de manera inmediata procedemos con el envío de la policía y labraremos actas.”, explicó el radical.

Finalmente durante una conferencia de prensa Suescun se refirió acerca de la presencia de una de sus hijas en este evento. "Todos saben que mi hija participó en este evento, que no debió haber ocurrido y que estuvo muy mal. Quiero decirles, como dice la canción, a mí me pasa lo mismo que a usted. Yo tengo 4 hijos y mis hijos se pueden equivocar igual que todos. En todo caso, la culpa más grande que tienen es de tener el papá intendente, pero no lo eligieron", sentenció.