Preocupación

Carmen Barbieri angustiada por su hijo Fede Bal

El actor bajó ya siete kilos y se siente muy débil por la quimioterapia
sábado, 18 de abril de 2020 · 09:40

“Le están dando con artillería pesada” dijo Carmen Barbieri en referencia al tratamiento que se le está aplicando a Federico Bal luego de que en marzo le diagnosticaran cáncer de intestino.

En una entrevista con la revista Caras la ex de Santiago Bal dijo:se cumplieron dos semanas este miércoles de rayos y quimio. En total son 6 semanas con pastillas de lunes a viernes. El tratamiento consta 10 minutos de rayos, y pastillas”, comenzó detallando la actriz.

“La verdad que el tratamiento lo cansa mucho, lo tira en la cama, duerme tres horas y mientras Sofía, que es un ángel de mujer, es un ser maravilloso, le hace la comida, también sé que le da dolores de cabeza pero todos me dicen que es normal. El está con mucha fe y fuerza y así me siento yo también. Si bien a mí se me vino el mundo abajo cuando mi hijo me dijo 'tengo cáncer' soy una roca para él”, admitió Carmen.

La capocómica agregó: “suponemos que en la tercera semana se va a debilitar, va a ser muy dura. Con respecto a su estado general como se hizo vegano por pedido de los médicos bajó 7 kilos. Y si bien como dije va solo al tratamiento a veces lleva a Sofi van los dos con barbijo y la deja en la casa de los padres o ella lo espera en el auto".

"Ahora solo espero que termine la cuarentena para poder abrazar a mi hijo porque solo nos vemos mediante un vidrio como le conté en llamados anteriores", agregó Barbieri.

View this post on Instagram

Mis amores

A post shared by Carmen Barbieri (@barbieri_carmen) on

Un detalle importante que comentó Barbieri fue que Federico no perdió el pelo: “…quizás no lo pierda. Los médicos son muy cuidadosos y lo hacen pasar por otro lado para que no vea a otros enfermos porque lo importante es que no se deprima”.

Tengo una tristeza muy grande. Le están dando con artillería pesada. Rezo todo el tiempo, todos los días a la virgen, mi prima, mi familia, todos rezan para que el tumor se reduzca, desaparezca o lo puedan operar”, cerró Carmen muy angustiada pero llena de fe.