San Juan

El dolor de la mamá de Talía: “Por ser pobres no tenemos justicia”

Anabela Recabarren, mamá de la joven zondina asesinada en 2016 por Ángel Morales, se refirió a la revisión de la condena. La mujer, insistió con la pena máxima para el autor del crimen.
martes, 01 de octubre de 2019 · 22:30

Anabela Recabarren, mamá de Talía, la joven zondina asesinada en el 2016, se refirió a la revisión de la condena de Ángel Morales por la Corte Suprema.  

“Después del fallo hubo una apelación, que pidió la fiscal. Ese caso lo llevaron al máximo tribunal de justicia y yo he estado yendo a averiguar. Si bien, sé que lo tiene el fiscal y lo han pasado al máximo tribunal, yo ya no sé dónde tengo que ir, qué tengo que hacer”, dijo la mamá.

“Pido justicia por Talía, una justicia digna, que para otras personas que piensen en matar, lo piensen dos veces. A Morales le dieron 10 años, por buen comportamiento, a los 3 años queda libre. Todo el mundo va a andar matando si es así. Lastimó una familia completa. Destrozaron a mi familia, a mis hijas”, comentó la mujer.

“Nosotros siempre tenemos presente a Talía en nuestra casa, en nuestro corazón, pero no llena nuestro vacío, el dolor. Quiero justicia. 25 años para Morales, porque la mató, la escondió y los cómplices que tiene nadie lo han hablado. Débora Zamora declaraba que Ángel Morales la había matado en compañía de tres más”, aseguró Anabela.

“Acá se termina la cosa porque la mamá de Talía es humilde y por ser pobre no tenemos justicia. ¿Y los asesinos de Talía dónde están?. Si cae Morales, que caigan los cómplices. Débora Zamora queda libre porque es testigo mío. Ella dice que la tenían amenazada. La primera vez que Morales quiso apuñalar a Talía en la escuela, ella tenía una perimetral y él fue con Zamora”, indicó la madre de la joven asesinada.

Según contó Anabela Recabarren, el expediente ya fue revisado por la Corte de Justicia y ahora esperan que se resuelva si la causa se volverá a abrir o la sentencia contra Ángel Morales, condenado a 10 años de prisión por el asesinato de Talía, queda firme.

A más de tres años de la muerte de su hija, Anabela, confesó que aún conserva la habitación de Talía, tal cual como ella la dejó antes de morir. “El cuarto de Talía quedó intacto, es algo nuestro. Está todo como la dejó ella. Como que nosotros la esperamos. Ella no va a volver nunca más por eso le pido a la justicia que le den muchos más años y que si no quieren que aparezcan los otros dejémoselos a Dios. El dolor que nos ha dejado Ángel Morales no lo va a remendar él. Por más que nos pida perdón, no nos van a devolver a Talía”, confesó la mamá entre lágrimas.