ADOLESCENTE ABUSADA

Fido Galván está 'nervioso' y pidió declarar por la prostitución de la menor

Su abogada Filomena Noriega se encontró con él en la Comisaría y, lejos de hablar de la causa, dialogaron sobre el estado de ánimo del empresario, según expresó la letrada en Canal 13.
viernes, 9 de abril de 2021 · 16:14

Luego de contratar a Filomena Noriega como abogada, el empresario Roberto 'Fido' Galván, se encontró con su defensora en la Comisaría 36, donde se encuentra detenido por la causa de prostitución de una menor. La letrada charló con Canal 13 al respecto y aseguró que no tocaron el tema de la causa sino que se enfocaron en el estado anímico del acusado.

'Está a la resulta de pruebas cruciales que son las pericias a los aparatos electrónicos: teléfonos celulares, tarjetas de memoria y tablets. Serán importantes para comprobar si hubo intercambio de mensajes para solicitar el cambio de calificación legal, hemos hablado con la fiscal para llegar a una medida de resolución alternativa', destacó Noriega.

La defensora busca mediar con la fiscal Valentina Bucciarelli la libertar de Fido Galván mientras se sigue con la investigación de la causa. 'Mi cliente manifestó la intención de declarar en indagatoria y responder todas las preguntas realizadas por la fiscal, el juez, las defensas y las asesoras de menores', se explayó la abogada del empresario.

Cabe recordar que Galván está acusado de mantener relaciones sexuales con una adolescente de 14 años a cambio de dinero, contacto que generaba la propia tía de la menor. 'Se solicitó la ampliación de indagatoria y vamos a coordinar la fecha con la fiscal Bucciarelli. Esperamos que sea cuanto antes para bregar por los intereses de mi cliente', agregó.

Sobre su encuentro con el imputado en la Comisaría, remarcó que no tuvieron oportunidad de hablar sobre la causa sino sobre el estado anímico de Galván. 'Se encontraba acongojado, nervioso, con la posibilidad de que un psicólogo lo vea. Estamos estudiando el expediente pero estamos apuntando a su estado anímico', concluyó la abogada Filomena Noriega.