MUNDO

Condenado a cadena perpetua por violar a una mujer que quedó inválida y murió 30 años después

En 1988 las autoridades no habían identificado a ningún sospechoso del ataque sexual. Solo después de la muerte de la víctima, en febrero del año pasado, el caso fue reabierto y el culpable pudo ser identificado.
miércoles, 25 de septiembre de 2019 · 20:30

Un jurado de la ciudad de Dallas (Texas, EE.UU.) condenó este lunes a cadena perpetua a un hombre culpado por la violación, hace 30 años, de una mujer que murió el año pasado después de sufrir durante décadas las consecuencias de las graves lesiones cerebrales producto de la agresión, informa Fox News.

George Guo atacó sexualmente a la doctora Katherine Bascone en junio de 1988 en el domicilio de la mujer en Highland Park (Dallas) y la estranguló con el cable de un secador de cabello. A consecuencia de este hecho, Bascone perdió la visión, su capacidad de caminar y de hablar, y requirió cuidados de por vida por no poder valerse por sí misma.

En ese momento las autoridades no identificaron a ningún sospechoso y el caso llegó a un punto muerto. No obstante, luego de la muerte de la víctima en febrero del 2018, un forense determinó que el deceso había sido un homicidio causado por las heridas que la víctima sufrió en el ataque y el proceso fue reabierto.

Luego de volver a estudiar el ADN recolectado de la escena del crimen, los investigadores lograron en junio del año pasado vincular a Guo con el crimen. Una base de datos delincuencial arrojó una coincidencia entre el material recuperado y el del sospechoso, quien había cumplido una condena anterior por delitos sexuales.

Según los fiscales del caso, Guo había sido condenado en 1991 por robo tras ser atrapado irrumpiendo en la habitación de una estudiante universitaria portando una máscara de esquí, gases lacrimógenos y jeringas con sedantes. La investigación reveló además que el norteamericano se había graduado en medicina en la Universidad de Texas en Dallas y en ese entonces contaba con licencia médica.

Más adelante, en 1999, fue juzgado por robo e intento de violación a una joven, delito por el cual fue sentenciado a 14 años de prisión y puesto en libertad en 2013. 

En el juicio de esta semana el ente acusador no buscó la pena de muerte y Guo, de 59 años, fue sentenciado automáticamente a cadena perpetua sin posibilidad de libertad condicional. La decisión fue aplaudida por los familiares de Katherine, recoge el diario Dallas News.

"11.419 días. Ese es el tiempo que Katherine y su familia han tenido que esperar a que se haga justicia", afirmó el fiscal principal, Leighton D'Antoni.

 

 

Fuente: Actualidad RT