ABERRANTE

Depravados, violaban y filmaban a una nena con parálisis cerebral

La madre de la menor relató el hecho perpetrado por dos familiares. Mientras tanto, los acusados continúan en libertad.
jueves, 21 de mayo de 2020 · 16:30

Un hecho aberrante sacudió a Córdoba hace seis años. Este jueves, la madre de una nena con parálisis cerebral e hipoacusia conductiva y neurosensorial contó que su ex pareja y su hermano violaron en reiteradas ocasiones a su hija. Si bien la mujer hizo las denuncias correspondientes al momento de descubrirse lo ocurrido, la justicia no dio respuestas y ella sigue reclamando, ya que los sujetos siguen libres, según le contó a Crónica.

 Todo comenzó a saberse, cuando en junio de 2014, el otro de los hijos de Gisella, madre de la nena, descubrió que su padrastro y su tío violaban a su hermana,publicó el medio nacional. 

“Abusaban de ella cuando yo salía a trabajar, e incluso una vez lo hicieron mientras estaba internada”, contó la madre de la víctima. Su abogado, Carlos Nayi, afirmó que los hombres, identificados como, Sebastián y Fernando Barrera, están imputados por abuso sexual con acceso carnal y confía en conseguir que pronto la causa sea elevada a juicio, donde pedirá la pena máxima para ellos.

Los acusados no solo abusaron de las víctimas en reiteradas ocasiones, sino que además registraron cada uno de los abusos en fotos y videos. “Se aprovecharon de su condición y no tuvieron escrúpulos ni piedad”, acusó además el abogado.

Su expareja, uno de los imputados por violación, siguió con su vida normal e incluso llegó a ejercer como instructor de tenis de mesa con menores a su cargo. Gisella aseguró que a ella la mataron en vida con lo que le hicieron a su hija.

Mientras esperan  el accionar de la Justicia, la madre afirmó que su hija sufrió un retroceso en su tratamiento. La mujer relató como había empezado a tener considerables avances gracias a la rehabilitación e incluso había conseguido mover sus piernas, pero después de los ataques, no quiso continuar con los ejercicios. “Le arrebataron sus sueños y le arruinaron su inocencia. Es mucho dolor”, contó.

Por último, la madre de la nena con discapacidad, responsabilizó por las demoras a la primera Fiscal que tuvo la causa.