ENERGÍA ELÉCTRICA

En vez de infraestructura eléctrica, el EPRE construye cocheras para gerentes

El proyecto generó gran polémica. Está en manos del Tribunal de Cuentas para que se pronuncie sobre la legalidad del uso de esos fondos.
sábado, 3 de octubre de 2020 · 13:17

Estalló la polémica por el voluminoso gasto que el Entre Provincial Regulador de la Electricidad (EPRE) prevé realizar para construir nada menos que un edificio con cocheras exclusivas para los gerentes. Es poco justificable destinar semejante presupuesto en medio de la pandemia. Más aún cuando crece el malestar por los tarifazos de Energía San Juan sin una acción clara del órgano de control que satisfaga los numerosos reclamos.

Enterado del megaproyecto de cocheras para gerentes, el diputado nacional Walberto Allende hizo, en carácter de usuario del servicio eléctrico provincial, una presentación en el Tribunal de Cuentas de la provincia. Solicitó que controle la legitimidad en las actuaciones realizadas por el EPRE contenidas en el expediente EPRE N° 550.2117/20 y la resolución EPRE N° 445/20. 

La documentación referida contiene la convocatoria y el pliego de bases y condiciones del ‘concurso de ideas y anteproyectos para la construcción de depósito, cocheras y oficinas del EPRE’. Previamente, Allende pidió la información como diputado nacional pero el EPRE se la denegó. Frente al silencio del ente, el funcionario acudió al Tribunal de Cuentas para que no hubiera margen de ocultamiento.

El edificio será realizado en el marco de las previsiones de la Ley N° 863 A y N° 789 A y financiado con los recursos del Fideicomiso de Administración y Financiero ‘Fondo del Plan de Infraestructura Eléctrica Provincial para el desarrollo Socioeconómico y productivo (Fondo PIEDE) y/o del Fideicomiso Fondo Especial para la Interconexión de 500 kv entre Mendoza y San Juan, indistintamente’. 

Es decir que el edificio de cocheras para gerentes se construirá con recursos que deberían utilizarse para mejorar la infraestructura eléctrica en beneficio de los sanjuaninos. Se prevé que este edificio que pretende construir el EPRE se ubicará en un predio que posee la institución en el departamento de Rawson. Esta iniciativa del EPRE generó inquietud en distintos sectores de la sociedad pero el primer paso para objetarla formalmente fue dado por Allende.

El gasto aún no cuantificado pero previsiblemente muy voluminoso, provoca polémica ante el contexto de crisis y sumado al gran malestar por los tarifazos de Energía San Juan a los usuarios, quienes esperan una respuesta eficaz por parte del EPRE. Es decir, indigna que en plena pandemia y facturación cuestionada, el EPRE se dedique a la construcción de este edificio, que básicamente incluye mayores comodidades para sus gerentes.

Junto a la nota, Allende adjuntó diferentes artículos de las leyes que detallan cuáles deben ser los destinos de los fondos con los cuales se pretende construir el edificio. En ellas se contemplan los motivos de creación y los objetivos del ‘Fondo PIEDE’ y del ‘Fondo Especial para la Interconexión de 500 kv entre Mendoza y San Juan’.

Además, fundó su petición al Tribunal de Cuentas con el artículo 262 de la Constitución de San Juan que prescribe ‘Funciones preventivas y allanamiento: son funciones propias del Tribunal de Cuentas efectuar las instrucciones y recomendaciones necesarias para prevenir cualquier irregularidad de la administración de fondos públicos en la forma y con arreglo al procedimiento que determina la ley’. 

El edifico en cuestión contará con depósitos, oficinas, despachos, salas de espera, oficina de telefonistas y recepción, mesa de entrada, oficina de gestión de expedientes y archivos, sala de atención de usuarios, sala de atención a proveedores, sala de reuniones generales y de usos múltiples, cocina comedor, sanitarios, espacios verdes, salas de máquinas y sala de servidores. 

Asimismo, contará con cocheras, cuyas características también ocasionaron gran malestar. Es que según detalla la resolución, las cocheras deberán ser ‘privadas y cerradas para las movilidades destinadas a la inspección de obras (se deberá prever 10 camionetas). 

Además el proyecto deberá contemplar espacios de estacionamiento cubierto para las movilidades de las autoridades y personal del ente (5 para funcionarios y 60 para personal), y cocheras de cortesía destinadas a proveedores y particulares (al menos 10 lugares). La ubicación de los estacionamientos deberá ser definida adecuadamente y estratégicamente en el predio.

Más allá de que la construcción de dicho edificio sea considerada totalmente inoportuna, genera dudas la legalidad de la utilización de esos fondos para su ejecución. Será el Tribunal de Cuentas quien se expedirá al respecto. Mientras, los usuarios del servicio eléctrico esperan una mano del EPRE para garantizar la transparencia de la medición de sus consumos y las facturas impagables que siguen llegando a domicilio.