En las redes

La historia viral de la profe que busca un celular para su alumna

Se hizo conocida por Facebook. Canal 13 revela qué hay detrás de esta conmovedora campaña que sacudió a los sanjuaninos.
sábado, 21 de noviembre de 2020 · 16:30

“Hola profe, soy Yuliana 5° año de la escuela Enrique Larreta. Le quería contar que desde que empezamos las clases virtuales no he mandado nada de la escuela porque no tengo con qué mandar". Este mensaje recibió Daiana Mallea. Eran alrededor de las 4 de la madrugada cuando leyó el mensaje y ya no pudo dormir.

La historia se hizo viral porque la docente decidió iniciar en su cuenta de Facebook una campaña para conseguirle un teléfono a su alumna. Pero también, para plantear un problema mucho más profundo: ¿cuántas Yulianas más hay en este momento en toda la provincia?

Daiana reveló a Canal 13 que tras haber leído ese mensaje que la dejó desvelada alrededor de las 4 de la madrugada del pasado martes, la profe de la Escuela Enrique Larreta, de Sarmiento quedó muy inquieta. “Ya no me pude dormir, me quedé pensando ¿Cuántos chicos estarán en la misma situación? ¿Qué necesidades estarán pasando? ¿De qué manera podría ayudarla? Muchos deben haber salido a trabajar para solventar gastos y necesidades básicas”, comentó.

“Hola profe, soy Yuliana 5° año de la escuela Enrique Larreta. Le quería contar que desde que empezamos las clases virtuales no he mandado nada de la escuela porque no tengo con que mandar. No tengo las comodidades que me encantaría tener, al igual que otros niños… Pero ya que no podía mandar, las estuve haciendo sin mandarlas, ya estoy en la Guía N° 8. Espero poder presentar cuaderno si la dire lo permite”, fue el mensaje completo que recibió la joven profesora de psicología.

Por eso unas horas después se le ocurrió recurrir a su cuenta de Facebook para buscar ayuda, conseguir un celular para que su alumna pueda mandar las guías que ya había hecho. “Caí en la cuenta de que somos parte de un sistema educativo obsoleto, que su interés estuvo más centrado en que los estudiantes cumplan y entreguen que en el aprendizaje de ellos, se dejaron de lado las desigualdades de condiciones sociales de las que muchos de nuestros niños son víctima, todo esto para cumplir formalidades vacías de sentido impuestas por las autoridades”, publicó en su face.

“Es por esto que apelo a la solidaridad de ustedes. Para pedirte si tenés un celular ahí guardado que no ocupes porque simplemente quisiste comprarte uno mejor.  Esta alumna necesita un celular en condiciones, que funcione, con cámara y que por favor se lo puedas donar ¿por qué con cámara? Por que los chicos envían las guías por WhatsApp”, agregó al pedido de solidaridad.

Es que según lo que contó a Canal 13 la profesora de educación secundaria, la Escuela Enrique Larreta es una institución educativa en la que todos los integrantes de comunidad tienen un sentido de pertenencia. Tanto directivos, como secretarias, preceptores, docentes, alumnos y personal de maestranza se incorporaron a una comunidad bastante humilde.

La docente dijo que todas las personas que forman parte de la escuela tienen un sentido de pertenencia muy importante.  Lo que habla de la sensibilidad y empatía de todos los actores de la misma. “Para nosotros la docencia no es solo transmitir, hay que enseñar con el ejemplo para romper las barreras docente-alumno cada vez que sea necesario. Hay veces que los chicos simplemente necesitan hablar, ser escuchados, contarnos sus realidades como en este caso”, indicó.

Así como Daiana es profe de Yuliana, lo es también de otros 33 alumnos más en 5° año del secundario, actualmente dicta la asignatura Psicología y Educación en diversos contextos sociales. En este sentido manifestó que desde el comienzo de la pandemia han sido tiempos muy difíciles, fundamentalmente para los chicos. La profesional de la educación dijo que este tiempo le sirvió para confirmar que no hay nada que sustituya la presencialidad en las escuelas.

El contacto con el otro, la mirada, la escucha, los gestos, la espontaneidad, son algunos de los tratos que se dan día a día entre la relación docente-alumno.  “Siempre trato de ponerme en lugar de ellos, hay situaciones en las que como docente me sentí desbordaba, porque nada ha sido suficiente. No hablo solo de los contenidos sino de la contención de los chicos, muchos de ellos se comunicaban conmigo para hablar, pedirme consejos sobre la carrera que van a elegir, entre otros temas”, explicó.

De igual modo, la docente dijo sentir que tanto los alumnos como los docentes les falta manejar una amplia gama de recursos tecnológicos para que la educación virtual sea más fluida y para todos tengan acceso. “Vivo en el Médano de Oro, en una zona rural, para mí ha sido muy complicado porque no tengo internet y tampoco tengo buena señal. Creo que esto me permitió ponerme en lugar de los chicos, ya que muchos de ellos están en la misma situación que la mía”, aseveró.

Respecto a las guías de los alumnos de la institución ubicada en la localidad Puntal del Médano ubicada sobre la  Ruta 295, la profe de psicología dijo que tanto ella como el resto de las profesoras han recibido guías atrasadas. Sin embargo siempre trataron de comunicarse con todos los alumnos para conocer el motivo, aunque algunos no respondían.

 “La única alumna que se comunicó y me comentó su situación fue Yuliana. Estimo que como ella deben haber muchos casos que no se han animado a contar lo que les pasaba y simplemente no tuvieron como comunicarse”, reveló. Al mismo tiempo comentó que hasta el momento no consiguieron un teléfono celular que esté sano. No obstante el miembro de la Junta de la Rama Técnica Sergio Murua se comunicó con ella para ofrecer un teléfono viejo que tiene parte de la pantalla trizada, aunque espera conseguirle un móvil que esté en las mejores condiciones para que Yuliana pueda mandar las fotos de sus guías.

Siempre les digo a mis estudiantes que pase lo que pase, sigan estudiando. La educación es la única herramienta que va a transformar sus vidas en todos los aspectos. Por eso les recomiendo que busquen ayuda, que no se queden callados, que golpeen puertas, porque siempre va  a haber alguien dispuestos a ayudarlos. Asimismo yo siempre les digo que si necesitan algo y esta a mi alcance, voy a estar para darles una mano. Por eso ruego conseguirle un celular a Yuliana”, destacó.

Por último, la profe Dai quiso revalorizar el trabajo de los docentes no solo en cuarentena, sino lo que es el antes y el después que vendrá en la post pandemia. “Es necesario cambiar la mirada, la perspectiva y las representaciones sociales que circulan en torno a la docencia. Es la profesión peor remunerada, la profesión que crea y construye a las demás profesiones”, finalizo.

Otras Noticias