LLAMADO A LA SOLIDARIDAD

En 15 minutos perdió el esfuerzo de 14 años por un incendio

Kevin, un remisero de Pocito, contó como por un cortocircuito su hogar quedó reducido a cenizas y ahora debe de vivir separado de su esposa y su hijo. Él y su familia esperan una ayuda del Estado para volver a empezar.
lunes, 10 de junio de 2024 · 23:42

Casi sin poder levantar la mirada de la tristeza que lo invadía, Kevin Southwell contó cómo en 15 minutos perdió el esfuerzo de 14 años por un incendio. En lo que demoró en ir y venir de la villa cabecera de Pocito, su casa se consumió por voraces llamas originadas por un cortocircuito. Al móvil de Canal 13 le contó a detalle como es transitar esta difícil situación de su vida, que lo obliga a vivir separado de su esposa y su hijo y que está desesperado y pide ayuda al Estado para volver a empezar.

En un paneo de cámara, la imagen contó mejor que el mismo damnificado lo voraz del incendio. El remisero que vivía en una casa prefabricada que había levantado hace 14 años en el fondo de la casa de su madre, contó que el siniestro se originó por un cortocircuito el pasado 20 de mayo. Desde ese entonces la vida de su familia cambió totalmente, y aunque agradece que en ese horrible momento no estuvieran en la vivienda, indicó con voz resignada que se quedaron con lo puesto.  

De la vivienda ubicada en el fondo de la casa de su madre, sobre Aberastain entre Calle 13 y Calle 14, no quedó nada. Kevin contó que perdieron ropa, muebles, la heladera, un aire acondicionado y hasta una moto 110 cc que se hallaba en el interior de la casa y quedó reducida a cenizas.

Ruinas y cenizas el paisaje de lo que fue una casa prefabricada donde vivía el remisero junto a su esposa y su hijo 

Ese día, salieron de la casa con su esposa hacia Villa Aberastain, la cabecera del departamento del Sur, buscaron a su hijo de la escuela, como todos los días, pero cuando se acercaban a la vivienda un llamado de un vecino le dio la desesperante noticia. Cuando llegaron a donde la vivienda, solo cenizas y pequeños focos de fuego eran la amarga postal.

'Fue un desastre realmente, fue una desgracia con suerte porque no estábamos nosotros', dijo con resignación Kevin, como buscándole un punto positivo en el siniestro.  'Quedó todo destruido, quedamos en la nada lamentablemente', expresó triste después.

En una recorrida con los ojos, el damnificado dio detalles de su difícil situación familiar a raíz de este siniestro. Al quedarse sin casa, se fue a quedar a la de su madre a unos metros donde ahora yace el cadáver de lo que fue su hogar. En un colchón en el suelo, al lado de la cama de su mamá, está durmiendo. Mientras, en la casa de sus suegros, su esposa y su hijo adolescente se están quedando. ‘Me desespera estar separado de mi familia’, confesó antes de un suspiro.

La asistencia por parte del Ministerio de Familia y Desarrollo Humano a través de Emergencia Social y de la Municipalidad de Pocito se limitaron a bolsones de mercadería y una cama. El remisero contó que se ha puesto como objetivo volver a levantarse y construir una vivienda en el mismo terreno del incendio que les cambió la vida a él y su familia.

El hombre contó agradecido que ha recibido mucha ayuda por parte de particulares, de vecinos, de personas que lo conocen y le tendieron una mano aportando lo que tienen. ‘No me puedo quejar, la gente se está portando muy bien, increíble’, precisó. Sin embargo, la víctima del incendio señaló que esperan la ayuda del gobierno de la provincia con un módulo para nuevamente vivir con su familia.

Para todos aquellos que quieran y deseen colaborar con esta familia pocitana, pueden hacerlo contactándose al: 2644155525

Otras Noticias