Datos oficiales

Por mes, se pierden más de 30 personas en San Juan

Así lo confirmaron desde la Policía de San Juan. Además, el panorama era antes de la pandemia. El trabajo que se lleva adelante para encontrarlos y los más propensos a perderse.
domingo, 11 de octubre de 2020 · 11:47

Por mes, entre 30 y 35 sanjuaninos se pierden o extravían, según confirmó el subcomisario Javier Torres, Jefe de Búsqueda de Personas, a Canal 13. Pero eso es solo la mitad de lo que sucedió en el 2019, cuando el número de denuncias por personas extraviadas se duplicaba.

Es que, según explicó Torres, desde que comenzó la cuarentena disminuyó en un 50% la cantidad de llamados tanto al CISEM como al 911 por extravío de personas. Sin embargo, 35 es un número importante si se piensa en la cantidad de esfuerzo operativo y movimientos que debe hacer la fuerza para dar con el paradero del desaparecido.

'Nuestro trabajo comienza cuando, por un llamado, se activa el protocolo. Lo primero en hacer es entrevistar, de forma inmediata, a familiares para que nos brinden toda la información posible, sobre todo si existen hábitos o actitudes usuales. Es de vital importancia que se brinde todo lo que se sabe', señaló el funcionario de la fuerza.

Con toda la información recabada, el olfato policial dicta cuál es el punto de partida. 'Con la información de la persona, comenzamos a investigar amistades, teléfonos de contacto, vecinos, amigos en redes sociales, lugares que frecuenta y las personas con las que suele juntarse. A toda persona se le da prioridad', advirtió.

Esta cautela es indispensable en las primeras horas de la investigación porque es imposible determinar cuál puede ser el destino del desaparecido y el tiempo es vital. 'Hay casos donde realmente son urgentes, como los menores de 10 años o los mayores de 70 años, con algún problema psicofísico. En estos casos ya se realiza un rastrillaje avanzado', destacó.

El tiempo es oro. Empieza la recorrida. Torres reconoce que en campo abierto las probabilidades son mínimas. 'Las distancias y la poca población que pueda tener complican las cosas, sobre todo si se hace de noche. En zonas urbanas es más fácil encontrar por la cantidad de vínculos o personas que puedan aportar información', dijo.

El conocimiento lleva a relatar casos donde la complejidad aumenta. 'Hay veces donde la persona buscada no quiere que la encuentren, por lo que evita toda búsqueda. En esos casos, recomienda que lo que se debe hacer es brindar toda información posible a la Policía y ocultar al extraviado el hecho de que está siendo buscado. 'Siempre se averigua los motivos por los que se fugó', destacó con contundencia.

Con instinto y perspicacia, la fuerza establece probabilidades, compara testimonios y resuelve enigmáticos movimientos. Y todo esto se intensifica cuando se superan las 48 a 72 horas. 'A esa altura ya nos preocupa. La búsqueda continúa pero se intensifica. Se le pide mayor colaboración a la dependencia a la cual pertenece la persona y se empiezan a armar hipótesis de lo que pudo haber sucedido. Por eso siempre es importante la cautela con la información', reafirma Torres.

En este contexto, el subcomisario reconoce que las redes sociales hacen un aporte fundamental para el trabajo de búsqueda. 'Es la forma que tiene de ayudar la gente, algo que siempre hizo, pero que esta vez es mejor. Se viraliza la foto y la información, entonces entra en conocimiento público y aparecen más aportantes que pueden brindar datos del paradero del extraviado', aseveró.

Para finalizar, el Jefe de Búsqueda de Personas destacó la importancia de hacer la denuncia cuando se cree que alguien está perdido. 'No hay que presuponer de porqué no volvió o porque se demoró tanto. Si es algo inusual en la persona inmediatamente debemos comunicarnos con la dependencia más cercana o con el 911', sentenció. Cada minuto que pasa es vital.

Otras Noticias