Suban el volumen

Las 7 películas sobre música para bailar y pasarla bien

Se trata de éxitos relacionados con historias de estrellas de la música reales o ficticias para no perderse
martes, 28 de abril de 2020 · 11:22

La música siempre es inspiradora de historias inolvidables. Relacionada directamente con el género de los documentales, la música inspiró ficciones de todo tipo ideales para disfrutar durante la cuarentena.

Proponemos un repaso de siete producciones, entre series y películas, que van desde relatos biográficos a ficciones que se destacan por su carácter dramático o humorístico.

Si Bohemian Rhapsody , basada en la vida de Freddie Mercury, y Rocketman , sobre la vida de Elton John, son las más destacadas entre los lanzamientos recientes, vale la pena incursionar en algunas menos conocidas como las siguientes:

The Dirt: Una película biográfica sobre una banda recién separada hace que la banda real se vuelva a juntar. Tal vez no haya mejor incentivo para mirar The Dirt que ese. En enero de 2014, los Mötley Crüe convocaron a una conferencia de prensa en la que, frente a una docena de testigos, firmaron un contrato que les prohibía volver a girar juntos una vez que finalizara el tour despedida, al año siguiente. Claro, hasta el 18 de noviembre del año pasado, cuando prendieron fuego el contrato. "Mötley Crüe está de regreso", se leía al final del video con el que el grupo anticipaba una gira. El operativo retorno de la banda de Tommy Lee y compañía estuvo motivado nada menos que por el estreno de la biopic del grupo: The Dirt logró que la reproducción de la música del grupo en las plataformas de streaming aumentara un 350% con especial éxito en la franja etaria de 18 a 44 años. Disponible en Netflix.

Ray: Sostener una biopic en dos horas y media de duración no es tarea sencilla. Pero cuando la historia a contar es la de Ray Charles y el actor a interpretarlo es Jamie Foxx (que ganó el Oscar a mejor actor por ese papel), todo se vuelve más fácil. Su infancia dura en el sur de los Estados Unidos, la ceguera desatada a edad temprana, la fama a nivel internacional y su adicción a la heroína atraviesan el relato entre flashbacks y diálogos vertiginosos. Todo con la música de uno de los artistas claves en los años previos al estallido del rock and roll como sustento sonoro. Disponible en Amazon Prime Video.

The Get Down: Una historia de amor como muchas en un contexto sociocultural como pocos. The Get Down transcurre en el barrio neoyorquino del Bronx, hacia 1977, año de convulsión sociocultural que en términos musicales se tradujo en el auge de la música disco y el nacimiento del hip hop. La urgencia de un movimiento que hoy es de alcance global vista desde la perspectiva adolescente hacen que el ritmo sea entretenido. Como bonus, el narrador es nada más y nada menos que Nas, el legendario rapero que en 1994 se ganó el reconocimiento mundial gracias a Illmatic , su disco más emblemático. Disponible en Netflix.

El rey de la polca: El costado musical de Jack Black se puede palpar en casi todas sus apariciones televisivas. Su rol secundario en Alta fidelidad y sus protagónicos en Escuela de rock y Tenacious D son tal vez los más resonantes para el público argentino. Por eso, El rey de la polca funciona como un eslabón más en la cadena, tal vez de los menos conocidos pero no por eso menos relevante. Con mucho de comedia, la película retrata la vida de Jan Lewan, cantante de polca que en 2004 fue encarcelado luego de ser encontrado culpable de realizar estafas piramidales a través del llamado Esquema de Ponzi. Disponible en Netflix.

Sing Street. Este es tu momento: Un hijo de familia disfuncional ingresa a una nueva escuela y forma una banda para conquistar a una chica. Así de simple es la trama de Sing Street, que se vuelve efectiva por estar ambientada en la Dublin de la década del 80. Además de la música original, que en una de sus canciones cuenta con Adam Levine (Maroon 5) en los créditos, se cuelan temas del post punk y la new wave de época: The Cure, Duran Duran, The Clash, A-Ha y Spandau Ballet, entre otros. De cómo los comienzos de MTV definieron una estética de sonidos y colores. Disponible en Amazon Prime Video y Netflix.

Atlanta: Aunque durante años relegada en el mapa del hip hop estadounidense, Atlanta siempre tuvo una escena efervescente, con Outkast como principales exponentes y con el trap como su carta de presentación al mundo. Entre el drama y la comedia, la serie que toma su nombre de la ciudad del sur de los Estados Unidos relata el periplo de un joven en sus primeros 30 (interpretado por Donald Glover , conocido también como Childish Gambino ) que intenta desarrollar la carrera artística de su primo, el rapero Paper Boi . La amistad, las relaciones familiares, sexoafectivas y las dudas de la vida adulta se entrecruzan de manera magistral entre escenas crudas y otras que rozan el delirio. Disponible en Flow.

Cuatro minutos: Una maestra de piano en una cárcel alemana descubre a una joven con tanto talento como problemas de conducta. A lo largo de la película (que es una producción alemana) se ponen en tensión no sólo las personalidades de las dos protagonistas sino también las grandes injusticias del mundo de la música. Así como el canon historiográfico, de neto corte eurocentrista, ha puesto a la música académica en una suerte de púlpito al mismo tiempo que ha denostado a la música negra, la discusión aflora en gran parte del film. La liberación de una persona es, también, la liberación de una música que ha vivido injustamente en los márgenes del reconocimiento durante siglos. Disponible en Netflix.

Fuente: La Nación