Futuro verde

Hasta agentes penitenciarios se anotan para trabajar en el cultivo de cannabis

Crece el interés de los sanjuaninos por conseguir oportunidades laborales en esta nueva industria. Desde una de las empresas, aseguran que habrá prioridad para personas de la provincia y capacitaciones.
martes, 21 de septiembre de 2021 · 14:17

“Nos llegaron curriculum de los más multicolor que se pueda imaginar. Desde personal del Servicio Penitenciario hasta ingenieros agrónomos con mucha experiencia”, dijo Ariel Eidelson, director de Medi Plant SJ a Canal 13.

Esta compañía es una de las que llevará a cabo un proyecto de investigación de cannabis medicinal en la provincia, en conjunto con la empresa del Estado, Cannabis Medicinal San Juan (CANME) y ya advierten un gran interés por parte de los sanjuaninos en incorporarse a esta nueva industria. El empresario, comentó que solo en la base de datos de CANME, ya hay más de 2000 interesados que enviaron sus curriculums con perfiles de los más diversos.

Si bien, la primera etapa será de investigación y no prevé una incorporación masiva de personal, los planes a futuro de la empresa son el desarrollo industrial. Por ello, llevarán a cabo capacitaciones en busca de formar al posible personal que podrá trabajar en el rubro.

Medi Plant SJ ya tiene listas sus instalaciones en el predio de CANME en el departamento Sarmiento, y espera con ansias la llegada de semillas para iniciar los cultivos con fines de investigación.

Sobre las oportunidades concretas de trabajo en la provincia, Eidelson señaló que se dará prioridad a la gente de San Juan. En este sentido, comentó que van a haber capacitaciones. “Si bien hay muchos cultivadores en San Juan que tienen conocimientos sobre la planta, no hay gente que tenga experiencia sobre el extensionismo en cannabis. Ese va a ser el punto en el que vamos a tener que entrenar desde ingenieros agrónomos hasta cosecheros”, indicó.

Personal de Medi Plant SJ y CANME en el predio de Campo Grande del Acequión - Sarmiento 

El Director, dijo que esta nueva industria, abrirá las puertas a nuevos empleos calificados, semicalificados y temporales. “Es como cualquier trabajo de cosecha que el golpe de trabajo está, justamente, en la cosecha o en el trasplante. Pero el resto del tiempo se puede llevar con un grupo de trabajo estándar y que está todo el tiempo”, señaló.

La empresa, ya cuenta con un ingeniero agrónomo sanjuanino y esperan que los demás puestos, también sean ocupados por personas de la provincia. “Van a haber capacitaciones. Estamos con la idea de trabajar con el departamento Sarmiento e ir haciendo algo con la Escuela Agrotécnica para que los alumnos tengan alguna noción de lo que es la industria del cultivo de cannabis medicinal. De este modo, cuando se de la explosión de esto, podrían tener trabajo acá. Asique esta bueno que salgan con cierto conocimiento”, contó Ariel Eidelson.

Desde Medi Plant, estiman que el proyecto de investigación llevará unos dos años y luego se podrá pasar a una etapa de producción industrial con la que se abrirán las puertas a nuevos negocios que generarán todavía más puestos de trabajo.  Para ello, en el predio de CANME tendrán un espacio de cultivo con naves de vegetación y floración, y además un laboratorio en el que se investigarán diferentes extracciones para la elaboración de aceites, cremas y demás medicamentos.

Además, Eidelson, se refirió al avance de las regulaciones en cuanto al uso del cannabis lúdico como otra clave para impulsar el desarrollo de la industria y, por ende, la incorporación de más mano de obra. Sin embargo, advirtió que los avances en este sentido son lentos porque todavía hay muchos tabúes con respecto a la planta.

“El cannabis medicinal solo como medicinal es un negocio como cualquier otro. No es la panacea, pero si tiene un fondo social y que está bueno hacer. Cuando salga la nueva ley de industrialización se van a abrir un montón de otros negocios para lo que San Juan tiene una proyección enorme. Desde la producción de semillas comestibles hasta la producción de semillas primarias que la provincia tiene un conocimiento enorme en eso”, manifestó.

Si bien, el proyecto del Gobierno nacional para la producción industrial del cannabis medicinal y el cáñamo industrial ya tiene media sanción en la Cámara de Diputados, el empresario se mostró cauto respecto a estos avances. En este sentido, diferenció el proyecto de investigación del modelo de producción industrial. “El proyecto investigación es invertir e invertir hasta que se pueda industrializar. En la industrialización si habrá más mano de obra y se requieren mucho más empleados que en la investigación”, comentó.

“Por ejemplo, en un proyecto de producción de semillas primarias de 50 hectáreas, se va a necesitan personal que haga el seguimiento, personas que hagan la polinización, la cosecha y un sinfín de escalas de valor que se le da al producto. Porque cuando uno cosecha esas semillas primarias que es lo que va a vender, lo que le queda es materia prima para otro productor que puede hacer hilados, o chipeados para hacer madera de cáñamo. Se abren un montón de cosas que podrían resultar beneficiosas para las economías regionales de la zona”, explicó.

¿Qué ganancias son posibles con esta industria en medio de la crisis que atraviesa el país?

Esto es una gran oportunidad para el país entero. Si bien acá la fibra para cordura como principal uso no sería el mejor lugar, tenemos para hacer otras cosas. En el sur se pueden explotar otras y en La Pampa o en el Litoral otras. Es un producto que se puede utilizar en todo el país y que podría generar ingresos importantes.

Yo tengo muchos años de activismo y tenemos un dicho que es que “los chinos plantan soja en Argentina y cáñamo en China”. Porque les conviene venir a alquilar acá para plantar soja y plantar cáñamo allá que es mucho más redituable. Y si nosotros podemos agarrar ese negocio y explotarlo completo, no solo vendiendo materia prima, sino cultivándolo, darle valor agregado y exportando podemos generar una cadena de valor enorme en el país que generaría ingreso de divisas.

Se habla de una proyección de 500 millones de dólares en 5 años, ¿es así?

Podría ser 500 millones de dólares o más si se da el paso hacia el cannabis lúdico. Eso es lo que pasa en Estados Unidos con estos modelos de la gente que va a cosechar por miles de dólares y es una industria que mueve más dinero todavía.

En algún momento esto va a pasar en el mundo. Yo creo que la coyuntura en el país no está como para una legalización del cannabis hoy, pero es algo que hay que discutir por lo menos. Una despenalización es necesaria. Porque yo me siento un privilegiado porque estoy haciendo lo que me gusta, pero hay gente presa por cultivar una planta en su casa.

Avances hay que dar sí o sí. No sé si es un momento de la legalización completa de la planta, pero si hay que avanzar. El mundo está avanzando, México, Estados Unidos, Canadá han avanzado. En Europa no es legal, pero se hace la vista gorda. Por decantación se va a dar.

¿Por qué no se avanza en la despenalización del cannabis lúdico?

Todavía no se da por el tabú, hay que conseguir el consenso social, sacarle el tabú a la planta. Así como se puede consumir alcohol o tabaco, hay gente que decide tomar Rivotril después del trabajo o hay gente que decide consumir cannabis. No es más que eso. Consumo problemático hay de todo, desde la comida hasta la limpieza.

Visita del gobernador Sergio Uñac a CANME

Además de Medi Plant SJ las otras firmas que ya acordaron trabajar con CANME son Gren Healt y CANN 4.0. Las mismas están recibiendo curriculums de los interesados a través de sus redes sociales con las cuáles tendrán una base de datos para futuras ofertas laborales.  

De este modo, San Juan espera incorporarse a una industria con una proyección de 50 millones de dólares en exportación y 500 millones de dólares en el mercado interno. 

En sus redes, CANME informó que tiene como visión “constituirse como un polo científico tecnológico en la industria del cannabis, mediante inversiones comprometidas basadas en la solvencia económica de la Provincia, la seguridad jurídica garantizada por la gestión de CANME bajo el estricto cumplimiento de las leyes nacionales y la implicancia de un grupo de profesionales especializados en la materia, que custodian la trazabilidad de los procesos y calidad de los productos finales”.

De esta manera, esperan abrir un futuro de oportunidades laborales en los ámbitos científico, tecnológico, medicinal y agrícola: se prevé el empleo de 8 a 15 trabajadores calificados en las distintas etapas del proceso productivo, acorde al acuerdo del sistema implementado. Esto proyectaría más de 2400 puestos para sanjuaninos.

 

Sobre Medi Plant SJ

Medi Plant SJ es una empresa mixta, conformada por gente de San Juan y de Buenos Aires. La misma llevará a cabo un proyecto es de investigación y desarrollo en busca de productos medicinales. “Primero se va a buscar la mejor genética que se adapte al clima sanjuanino y liego se buscará un cultivo que pueda dar un producto estandarizado final cosecha tras cosecha. La idea es a largo plazo ofrecer productos estándar de CBD al público”, comentó Ariel Eidelson, director del proyecto en San Juan.

“En esta etapa de investigación, si bien uno está buscando la genética, siempre es productiva. Al estar cosechando uno obtiene materia prima para para también estar investigando en la línea de los medicamentos, dosificaciones, soluciones, extracciones. Entonces eso va en paralelo. Mientras uno va buscando la cepa también va a investigando lo medicinal”, explicó el empresario.

Avances de Medi Plant SJ en el predio de CANME, donde llevará a cabo sus operaciones 

En cuanto a los tiempos de la investigación, estimó que el mismo llevará unos dos años de investigación y desarrollo. A partir del segundo año estarán en condiciones de ofrecer una línea de productos más completa como aceites de amplio espectro específicos para cada dolencia. “Nuestro proyecto incluye de principio a fin el proceso en San Juan. Todo se va a realizar el predio de CANME, desde la germinación hasta la extracción y la producción de los productos”, señaló.

En cuanto a las instalaciones, la empresa contará con un área para cultivo y laboratorio de extracción. “Es una nave experimental en la cual hay una sala de propagación, un indoor de vegetativo y otro de floración. A partir de se indoor de vegetativo podemos tener todo el circulo funcionando y vamos a tener una producción constante para poder producir el medicamento”, contó el directivo de la firma.

¿Cuál será el modelo de investigación?

El modelo de investigación y desarrollo que planteamos es muy similar al que está usando en Israel uno de los integrantes de Medi Plant (Matías Litvak) y traemos mucho de lo que es tecnología aplicada de allá. Planteamos esta nave experimental de desarrollo a lo que están haciendo ellos en la búsqueda de genética.

En cuanto al modelo productivo nos gusta más el modelo canadiense, con licencias más bien chicas y de mucha calidad, con bastante control. Si no, se termina desvirtuando y termina pasando lo que paso en Uruguay que de repente mucha cosecha hubo que quemarla porque se pasó el límite de THC, o sacarla porque era hermafrodita, o no se adaptó al clima, tuvo problemas con los hongos y no queremos eso para nosotros.

¿Qué opinión tienen del autocultivo mediante el REPROCANN?

Me parece que es una opción que tiene que existir porque el derecho a elegir tiene que estar. Pero también debería existir la terapéutica con THC por parte de empresas privadas o del Estado para suplir a todas aquellas personas que usan del autocultivo o el mercado negro para dolencias que si requieren de THC como la esclerosis múltiple, el cáncer, el HIV, el dolor crónico, infinidad de dolencias.

Hoy como solamente se consiguen aceites de CBD quedan por fuera de poder pedírselo a la obra social y tiene que salir a comprar en el mercado negro o cultivar.

Otras Noticias